En el primer volumen de esta sección vimos el síndrome NTSC, ¿lo tienes asumido? Pues sigamos…

¡¡¡¡¡HACER AMIGURUMIES DUELE UN COJÓN MUCHO!!!!!, así, en mayúsculas, negrita y con muchas exclamaciones.

Bueno, igual es porque nosotras somos unas enfermas y como se nos meta entre ceja y ceja que tenemos que hacer la Catedral de la Sagrada Familia de Barcelona (con sus turistas y todo) en un día, ahí que nos ponemos a crochetear sin parar. Y claro, después de nosecuantas horas, tus manos de princesa-pianista-anunciante-de-Neutrogena-manos acaban con callos y doloridas.

Si quieres manos bonitas, pásate al piano... (imagen de Cecilia Gardos)

Y da igual cómo cojas el ganchillo y cuántas veces alternes las diferentes formas, te van a doler igual (a mí, Naomie, me ha llegado a doler el dedo pequeño de la mano izquierda. Que ya me diréis para qué se utiliza en crochet, porque yo aún no lo entiendo…).

Para que un amigurumi quede presentable los puntos deben quedar regulares y apretados (porque sino la guata se esparrama por los agujerillos), y aquí viene el problema…muchas veces el ganchillo no entra ni a la primera, ni a la segunda haciendo un poquito de fuerza, ni a la tercera haciendo un muchito de fuerza, ni a la… ¡Y hale! Ya te has hecho daño…

Luego está el agarrotamiento. Cuando empecé en esto y tuve los primeros síntomas llamé rauda y veloz a mi abuela para que me dijese que sólo era al principio, que con el tiempo se me pasaría…pero mi abuela no miente. Al menos me consuela que a sus 87 años sigue tejiendo y que, aunque le duelen las manos, no es grave (así que de momento no preocuparse).

Nuestras recomendaciones para el mal de El Callo Del Estudiante No Es Nada En Comparación A Lo Que Está Por Llegar, en adelante: el mal de ECDENENECALQEPLL, vamos a dejarlo en dolor de manos, que va a ser mejor…:

1.- Si has apretado mucho los puntos, utiliza una aguja lanera para abrir los que se te resistan y será más fácil meter luego el ganchillo.

2.- Descansa, no te pegues panzadas de tejer. Y si te las pegas, haz minidescansos, mira el facebook, ve a la nevera a ver si ha aparecido algo apetecible por arte de magia, cepilla el pelo a tu unicornio, afeita una bombilla…lo que más te apetezca, pero que tus manos descansen un poco.

Petición a los lectores: si alguien sabe alguna forma de coger el ganchillo en la que no te duelen las manos jamás de los jamases… ¡Por favor, dínosla!

Isa y Naomie.

__________________________________________________________________________________________________


In the first volume of this series we talk about the YNHEC syndrome. Are you dealing with it? Let’s move to another issue....
DOING AMIGURUMIES HURTS AS HELL A LOT! And yes, I say it yelling!
Maybe the problem is that we are sick people and when it gets into our head we have to do the Cathedral of the Sagrada Familia (with tourists and all) in just one day, we start crocheting non-stop. And of course, after a ton of hours crocheting your princes hands end up painful and with callus.
You can see the evidence in the picture above.
And it doesn’t matter how you hold the hook or how many times you change the holding, they’re going to hurt anyway (I, Naomie, have had pain even in the pinkie of the left hand. You tell me how that finger can hurt because of crocheting, because I don’t get it…).
In order to get the perfect amigurumi, all the points must be similar and tight (if not you’ll see the cotton through the little holes) and there is the problem...sometimes you can’t fit the hook at first, or doing more force, or at third, doing a lot of force...and there! You’ve hurt yourself!
Then, there is the stiffening of the hands. When I started crocheting and felt the stiffening for the first time I called my grandma, hoping she’ll say it was just a “beginner’s thing”...but my grandma doesn’t lies. At least I get comfort knowing that at 87 she’s still crocheting, so don’t worry for the stiffening.
Our recommendations for the “The Student Callus Is Nothing Compare To What’s Coming” TSCINCTWC (let’s better leave it in hand pain)...
If you have tighten the points too much, use a wool needle to open them a little, so you’ll find easier to insert the hook.
Get some rest. If you’re crocheting for a lot of hours do mini-breaks: look your facebook, open the fridge, brush you’re unicorn, shave a bulb, visit us…whatever you can use as a distraction and a rest for your hands.
To finish up, we have a request for our readers: if you know any way to hold the hook that doesn’t causes the TSCINCTWC, please share it with us!

Isa & Naomie.

~ 1 comentarios: ~

Rocío MARTÍNEZ ESPIÑEIRA says:
at: 02 abril, 2013 dijo...

Al hilo de esto, os dejo esta guía de ejercicios para evitar, en lo posible, esos dolores. Bueno, evitar no, mejorar.

http://s1129.photobucket.com/user/azzzasa/media/consejos_zps41c9ec08.jpg.html

~ Publicar un comentario ~